El Día de Valladolid
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

16 de octubre de 2018

Detenidos por comprar pastillas para convertirlas en droga

Ical - jueves, 11 de octubre de 2018
Material intervenido a los tres detenidos por comprar fármacos con recetas falsas. - Foto: Europa Press
Las empleaban para fabricar una droga de moda conocida como "Karkubi" que, mezclado con alcohol, se transforma en un potente psicotrópico con peligrosos efectos secundarios. Los tres detenidos las exportaban a Marruecos.

Efectivos de la Guardia Civil detuvieron a tres personas, una de ellas residente hasta hace poco en Ávila y las otras dos vecinas de Madrid, como integrantes de una célula criminal perteneciente a una red nacional organizada dedicada a la adquisición ilícita de pastillas de un medicamento conocido como ‘Rivotril’ mediante recetas médicas falsas, para posteriormente exportarlas a Marruecos y fabricar una droga de moda conocida como ‘Karkubi’ tras mezclarlas con harina, hachís espolvoreado y colorante rojo en gotas.



La investigación dio comienzo al detectar en diferentes farmacias de las localidades de El Tiemblo y El Barraco, en la provincia de Ávila, la adquisición de varios envases del medicamento ‘Rivotril’. Coincidiendo en el tiempo, en los centros médicos ubicados en ambas localidades y en la de Cebreros también se detectó la sustracción de varios sellos facultativos y talonarios de recetas médicas.



En las pesquisas se determinó que una mujer que había residido hasta hacía pocos meses en la provincia de Ávila se dedicaba, con la colaboración de su pareja, a la adquisición de estas pastillas mediante recetas previamente falsificadas, para lo que recorría de manera periódica farmacias de Castilla y León, Castilla-La Mancha, Valencia, Madrid, La Rioja, Aragón y Murcia. Ninguno de los tres detenidos desarrollaba actividades laborales remuneradas, aunque evidenciaban encontrarse en una situación económica desahogada.



El pasado 27 de agosto ambos investigados fueron detenidos en El Barraco después de haber recorrido varias farmacias pertenecientes al Valle del Tiétar, el Alto Alberche y la ciudad de Ávila, en cuyo momento les fueron incautadas centenares de pastillas y cerca de 100 recetas médicas falsificadas y listas para la adquisición inmediata de alrededor de 5.000 pastillas. Los originales de estas recetas, cuando aún se encontraban sin cumplimentar, fueron sustraídos en el Centro de Salud de Cebreros.



Posteriormente fue detenido un varón con residencia de Colmenarejo (Madrid), perteneciente a un escalón superior de la organización delictiva, al que se consideró destinatario y receptor final de las pastillas incautadas en El Barraco. En consecuencia, a los detenidos se les considera autores de un delito contra la salud pública, por traficar con medicamentos; y otro de falsificación de documentos públicos, por falsificar recetas médicas.



El consumo de Rivotril bajo prescripción médica no supone ningún riesgo para la salud. Sin embargo, si se mezclan con otras sustancias para obtenerse la droga conocida como ‘Karkubi’ y se consume con alcohol, se transforma en un potente psicotrópico con peligrosos efectos secundarios, que provocan ansiedad, alucinaciones, irritabilidad y comportamientos agresivos y con grave riesgo a la salud de las personas. En España es recetado principalmente como ansiolítico para personas que sufren de pánico, cualquier tipo de fobias o como anti-convulsionante.



Esta nueva droga es muy popular en los estratos sociales más desfavorecidos de Marruecos, donde se vende a precios muy superiores al coste del ‘Rivotril’, lo que favorece que estas redes organizadas obtengan considerables beneficios económicos. En España un envase de 60 comprimidos se compra con una receta pública falsificada a un precio que ronda aproximadamente un euro, mientras que en el mercado ilícito de Marruecos cada uno de estos envases se vende a un precio comprendido entre los 200 y 300 euros.



Esta operación policial fue dirigida en el ámbito penal por la titular del Juzgado de Instrucción número uno de los de Ávila y desarrollada policialmente por efectivos del Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga (EDOA) y Equipo Territorial de Policía Judicial (ETPJ) de la Compañía de Cebreros, pertenecientes a la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil de Ávila.



 


Grupo Promecal
El Día de Valladolid se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol