El Día de Valladolid
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Local
Sociedad

Un centenar de jubilados se une para construir apartamentos asistidos

M.G.M. - lunes, 9 de marzo de 2009
Son 110 personas mayores que han constituido la cooperativa Profuturo para levantar su proyecto: tres edificios con 127 apartamentos en una parcela del Camino Viejo de Simancas

El proyecto de futuro de muchos ciudadanos está encaminado a disponer de su propio hogar donde vivir la vejez en las mejores condiciones. 117 personas han coincidido en ese mismo deseo, lo que les ha llevado a constituir una cooperativa cuyos miembros son propietarios de una pequeña parte de un proyecto pionero: 127 apartamentos asistidos y adaptados a los achaques provocados por el paso del tiempo. Después de ocho años de búsqueda de financiación, de apoyo institucional y de alternativas legales verán cumplida su ambición en 2010. Entonces se abrirán estas pequeñas viviendas en la calle Barcelona, en el Camino Viejo de Simancas, para el disfrute de residentes con más de 60 años de edad.

La Sociedad Cooperativa Profuturo de Valladolid ha dado pasos firmes, aunque a ciegas. «Nuestra cultura y las actuales normativas hacen que un proyecto como éste se encuentre con muchas dificultades», lamentan sus fundadores, José María Alaejos y Felipe Martín, que han ido sumando a su proyecto más y más interesados hasta prácticamente cubrir las plazas existentes. Todavía faltan diez.

Hace tres años consiguieron una parcela dotacional de 9.600 metros donde levantar tres bloques de apartamentos y hoy los primeros cimientos dejan intuir los hogares a la medida de los jubilados. «Somos de clase media que no tendremos acceso a una residencia pública y la privada nos resulta demasiado cara por lo que buscamos una alternativa a una residencia».

Cada cooperativista, cuyo único requisito es superar los 50 años de edad, será vecino en su día de este edificio cuyos servicios geriátricos serán proporcionador por una empresa privada. «Habrá un equipo de profesionales que nos atenderá en esas necesidades que cada uno vaya teniendo en su momento».

El recorrido ha sido difícil. «Hemos llamado a la administración y a bancos, pero nos decían que era un proyecto un poco iluso. Pero poco a poco lo vamos plasmando y la administración creyó en él», admitía Felipe Martín. Esta confianza institucional ha permitido que la cooperativa de jubilados optase a la disposición de la parcela dotacional en la zona sur de Valladolid, el barrio con mayor proyección urbanística y poblacional que permitirá vivir en su día en zona urbana rodeados de gente de todas las edades. Esa relación intergeneracional es el valor de este proyecto. Cada propietario puede dar en herencia a sus descendientes su participación, aunque no puede ser ocupada hasta que éstos no hayan cumplido 60 años. En ningún momento cabe la posibilidad del alquiler si bien sí el de la cesión temporal.

La mayor dificultad la encontraron en el Ayuntamiento ante el impedimento de hacer la división horizontal en un terreno dotacional de su propiedad. Cada cooperativista tiene asignado un apartamento, aunque la cooperativa es la titular de todo el complejo. «Hemos cumplido a rajatabla la normativa de las residencias de Castilla y León», explica Alaejos. El proyecto supondrá una inversión total de 18 millones de euros, con un pago de entre 110.000 y 132.000 euros cada socio cooperativista.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter

>Resultados Deportivos

Fútbol
Barcelona 3 Olympiacos 1 Finalizado
Balonmano
Barcelona Lassa 39 Recoletas Atlético Valladolid 25 Finalizado
Qarabag 0 Atlético 0 Finalizado
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
El Día de Valladolid digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol