Sufre pero se mantiene en lo más alto

D.V. - lunes, 14 de enero de 2019
Sufre pero se mantiene en lo más alto - Foto: JCR
El VRAC Quesos Entrepinares no lo tuvo nada sencillo ante el Cisneros Complutense, al que solo pudo doblegar en la recta final del encuentro en Pepe Rojo (36-25)

El VRAC Quesos Entrepinares comenzó 2019 como terminó 2018, superando ya más de una vuelta de la División de Honor con pleno de triunfos. Fue precisamente en el encuentro de la tercera jornada frente al Complutense Cisneros cuando comenzó una racha liguera que dura a día de hoy.

Con sus riesgos, el VRAC se dejó llevar durante gran parte del encuentro, permitiendo al Cisneros mantenerse con opciones en el partido y pelear hasta el final por la victoria. De hecho, no fue hasta los últimos minutos, tras dos amarillas seguidas a los madrileños, hasta que el líder no pudo doblegar a los madrileños. Con cierto control, el Entrepinares brilló en ataque y estuvo permisivo en defensa, si bien le desconcertó una tempranera lesión de Alberto Blanco, que podría tener fractura de radio y, previsiblemente, ser baja durante varios meses.

Fue Guido Albertario el que premió la insistencia en el arranque del VRAC con una marca en el flanco izquierdo tras una buena combinación colectiva de lado a lado del campo. Greg Dyer fallaría la transformación en uno de los pocos errores que cometería hasta el final del encuentro. Y es que el último fichaje quesero brilló una vez más, dejando grandes acciones como la que precedería al segundo ensayo, servido en bandeja a un Álex Gutiérrez Müller que finalizó a la perfección la maniobra individual de Dyer. Cisneros se estrenó por medio de Richard Stewart y con el pie de un siempre certero Norton. La alegría les duró lo que tardó Álvar Gimeno en ganar el oval de forma espectacular para que de nuevo Müller ensayase, pero los madrileños no se rindieron y con una buena propuesta colocaron el 19-14 a través de Guillermo Molina. El partido se igualó antes del descanso con una transformación de Norton que llevó el duelo al 19-17.

La segunda parte comenzó con un castigo pasado por Greg Dyer (22-17) y con una nueva lesión, la de José Basso, que tuvo que retirarse apenas tres minutos después de la reanudación. La ventaja que el VRAC había mantenido desde los primeros minutos quedó fulminada con un ensayo de Martín Fernández. La patada escorada de Andrew Norton no entró y el partido se quedó en unas peligrosas tablas (22-22) que alertaban al Entrepinares. Pero Norton no fallaría un centrado castigo que en el minuto 57 ponía por primera vez en el encuentro por delante a los universitarios (22-25). Una diferencia desfavorable al Quesos de tres puntos que se mantendría hasta el minuto 72, castigo fallado por Dyer de por medio, y hasta que un maul permitió a Pablo Miejimolle, junto al pie de Dyer, subir al marcador de Pepe Rojo un tranquilizador 29-25. La calma final la puso Pablo César Gutiérrez con el ensayo definitivo que dejó el 36-25 definitivo.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
El Día de Valladolid se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD